Australia y Nueva Zelanda organizarán el próximo Mundial Femenino de 2023, el primero en el que el número de selecciones se ampliará de 24 a 32, según decidió este jueves el Consejo de la FIFA, que optó por esta candidatura conjunta frente a la de Colombia. Reunido de forma telemática, el presidente de la FIFA, Gianni Infantino, anunció la elección tras la votación del Consejo.