La alta comisionada para los Derechos Humanos de la ONU, Michelle Bachelet, presentó el informe anual de la materia sobre la situación de Venezuela. El informe concluye que, durante los últimos años, el gobierno
de Nicolás Maduro ha desarrollado una serie de leyes y medidas que han debilitado el espacio democrático, menoscabaron la independencia del Poder Judicial, y permitieron al ejecutivo cometer violaciones a los Derechos Humanos.