El próximo 12 de febrero se acaba el plazo para inscribir a las mascotas en el Registro Nacional de Mascotas y Animales de Compañía,  y comienzan a correr multas y sanciones para quienes no cumplieron el trámite.

Esta obligación nació bajo la Ley de Tenencia Responsable y el no cumplir implica multas de una a treinta UTM es decir, de $47 mil a $1 millón 419 mil, aproximadamente.

El requisito principal para poder inscribir a tu mascota es que cuente con un chip de 15 dígitos, proceso que puedes realizar en cualquier clínica veterinaria.