Un desafortunado paso tuvo Jani Dueñas por el Festival de Viña del Mar. La comediante estuvo apenas unos 30 minutos arriba del escenario, tiempo en el que el “Monstruo” fue lapidario con la humorista y no le permitió hacer la rutina que tenía contemplada. Tras abandonar el escenario la voz de “La divina comida” habló en conferencia de prensa sobre lo que ocurrió. “No era mí público, lo que pasó con el público fue totalmente inesperado”, expresó.

Marc Anthony hizo bailar a la Quinta Vergara y el público lo agradeció. Por eso no dudó en entregarle las Gaviotas de Oro y Plata al artista. Pero no fue todo, el intérprete de “Vivir mi vida” también recibió un particular beso por parte de la animadora María Luisa Godoy.