La Canciller alemana, Angela Merkel, volvió a sufrir temblores en Berlín, durante la recepción con honores militares del jefe de Gobierno de Finlandia, Antti Rinne. Según testigos, la Mandataria presentó estos temblores durante la interpretación de los himnos nacionales, aunque no
tan marcados como en casos anteriores. Tras la ceremonia, Merkel afirmó que “estoy muy bien, no hay que preocuparse”.