Por Cristian Alvarez

Este lunes y ante los diversas situaciones que se han provocado por los problemas de violencia y orden publico que amenazan con dificultar su desarrollo 6 de los 10 partidos con representación parlamentaria que firmaron el «Acuerdo por la Paz y una nueva Constitucion» que se firmo el pasado 15 de noviembre, se reunieron estas jornada en la sede del Parlamento en Santiago ,para entregar una señal de tranquilidad, para realizar el plebiscito nacional convocado el 26 de abril, Llegándose como consenso, la ampliación de esta política de acuerdos hacia otros compromisos para resolver problemas políticos y sociales, aunque el respaldo de Carabineros fue el único punto pendiente donde las colectividades de oposición reclamaron por sus conductas en materia de Derechos Humanos, Partidos Radical y del Frente Amplio no asistieron a este encuentro por diversas razones entre ellas, la falta de claridad en los objetivos y porque ya los acuerdos se están cumpliendo, Próximas reuniones se desarrollaran cuando asuman nuevas mesas legislativas

Un momento tenso vive el pais, donde se otorgo una salida política para intentar tranquilizar los ánimos con un acuerdo para entregar a la ciudadanía, la posibilidad de cambiar o no, la actual Constitucion que nos rige, pero hechos de violencia de diverso origen que incluso han genero victimas fatales y varios destrozos en la infraestructura publica y privada, han florecido diversos temores de falta de estabilidad para no realizar la consulta electoral que esta convocado para el próximo mes, Ante este panorama problemático y para dar una señal de tranquilidad, 6 de los 10 partidos que firmaron el año pasado, el cuerdo por la Paz y una nueva Constitucion que fue firmado , Se reunieron nuevamente para reafirmar la convocatoria a este proceso electoral y apostar por mas acuerdos en otras áreas políticas y sociales

A las 11:30 de la mañana, y en el salón de lectura «Pedro León Gallo» del palacio legislativo asentado en Santiago, 6 presidentes de las colectividades políticas firmantes del histórico documento logrado en maratonicas reuniones entre sus dirigentes, asistieron a este encuentro convocados por los presidentes del Senado y de la Camara de Diputados, Jaime Quntana e Ivan Flores respectivamente, para según su intención inicial, intentar reafirmar el compromiso por lograr la realización del plebiscito nacional convocado para el 26 de abril, Mario Desbordes (RN), Jacqueline Van Rysenberghe (UDI) y Hernan Larrain Matte (Evopoli) por el oficialismo, y Fuad Chahin (DC), Heraldo Muñoz (PPD) y Alvaro Elizalde del PS, por la oposición, asistieron a este encuentro que duro mas de una hora, que fue semi publica, porque los lideres de ambas ramas legislativas hablaron inicialmente a los medios pero después y para una discusión mas intima, se desarrollo a «puertas cerradas», Donde el lider del PS se retiro primero por tener que asistir a su trabajo legislativo y su mencionada par de la UDI llego por retraso por los problemas que genero su vuelo aéreo desde Concepción, los lideres del oficialismo sacrificaron su asistencia al tradicional «Comite Político» en La Moneda para estar en esta reunión, En su contenido se alcanzo el consenso general para lograr acuerdos en otras áreas tanto políticas como sociales (pensiones y salud como prioridades) e intentar incluir a la sociedad civil mediante participación de organizaciones para que influyan en su confección, aunque un punto de discordia fue el apoyo a la labor de Carabineros en el control del orden publico, como lo pedían los partidos del oficialismo, pero sus rivales de la oposición lo descartaron otorgar por los problemas de derechos humanos que han sido denunciados incluso por organismos internacionales, No asistieron a este encuentro, El Partido Radical, el mas antiguo en vigencia en el sistema político nacional y las colectividades del Frente Amplio que participaron de este acuerdo que fueron Revolución Democrática, Comunes y el Partido Liberal, mas el diputado Gabriel Boric quien firmo personalmente este acuerdo por razones que detallaremos mas adelante

Desde los lideres de ambas ramas del Poder Legislativo reafirmaron la necesidad de reafirmar esta primera fase del Proceso Constituyente e intentar lograr estos acuerdos hacia otras áreas, El presidente del Senado Jaime Quintana señalo que este encuentro sirvio para intentar hacer frente a quienes no quieren la realización del plebiscito: «Hay temas pendientes, que se discutieron, por ejemplo hay que darle toda la legitimidad al proceso constituyente y hay una materia pendiente en el tema de los pueblos originarios (…) Nunca se pensó hacer una declaración, Aquí esta reunión surge porque los partidos que firmaron este acuerdo, porque tenemos un conjunto de acciones, como las legislativas que ya se hicieron para validar este plebiscito, para fortalecerlo, pero también hay otras acciones que todos hemos visto, que buscan también relativizarlo, el objetivo de esta convocatoria es hacer frente, a quienes intentan relativizar este plebiscito y a quienes intentan promover hechos de violencia», mientras que su par de la Camara de Diputados Ivan Flores indico que se puede avanzar hacia otros temas para lograr un acuerdo en otros ámbitos: «No hay salida a la demanda social o al conflicto social sino avanzamos también en un acuerdo político, que tenga que ver con un pacto económico social, Aquí tenemos 2 cosas que son distintas pero yo quiero centrarme en lo altamente positivo de esta reunión y lo recogemos y lo conversabamos con el senador Quintana, de lo que un presidente de partido nos señalo, ha pasado mucho tiempo, varios meses, son 4 meses lo que firmaron los presidentes de partidos, este acuerdo por la paz y el proceso constituyente y nos estamos reuniendo hoy día, podríamos habernos reunido antes, si mea culpa, pero los acuerdos son super claros, Lo primero es que todos los partidos políticos que hoy día asistieron hacen un llamado a la participación en el «Proceso Constituyente»

Desde el oficialismo, El presidente de RN Mario Desbordes asevero que la ciudadanía exige a la política ponerse de acuerdo en variados temas como ya ha ocurrido en otros países: «Lo que la ciudadanía nos esta pidiendo es conversar, dialogar, aprobar las reformas mas urgentes, que tengamos un plebiscito bien hecho y en paz, de manera tranquila y ojala podamos sentarnos a la mesa para poder construir lo que seria creo yo, lo que Chile necesita, que es un gran pacto social, como lo hizo Irlanda hace 30 o 40 años, de manera que planifiquemos los políticos, los gremios, los sindicatos, los empresarios, los PYMES, las organizaciones sociales como lo hicieron en Irlanda, para el Chile de los próximos 50 años, mas allá de la Constitucion, ninguna conversación de este tipo esta demás, es mayor dialogo«, mientras que desde la oposición, el lider DC Fuad Chahin pidió otorgar mas legitimidad a estas intenciones, incluyendo a la ciudadania organizada en estos acuerdos futuros: «Cómo no vamos ser capaces de ponernos de acuerdo en de que tipo de país, de sociedad, de nivel de desarrollo humano queremos tener los próximos 10, 12 años y cuáles son los caminos para poder alcanzar esos objetivos, dejando de lado la coyuntura y poner la mirada en el mediano plazo y poder con generosidad contribuir para poder alcanzar ese objetivo?. Para que esto no sea retórico tenemos que concordar una estrategia. El gobierno tiene que sentarse a la mesa también. Pero no basta solo que se junte un gobierno del 6% con un Congreso del 3% y los partidos políticos del 2%. Si queremos hacer algo con legitimidad también tenemos que hacerlo con los distintos actores de la sociedad civil. Lo peor es no sentarse a conversar y tenerle distancia al diálogo”.

Desde el Frente Amplio, los partidos firmantes de este pacto político dieron variadas apreciaciones respecto a esta postura de no asistir, predominando la concresion de los  acuerdos ya en curso y problemas de derechos humanos que hay en las protestas y que han sido denunciados incluso por varios órganos internacionales: «No vamos a asistir ya que el pacto por la nueva Constitucion tuvo por finalidad trasladar la decisión a la ciudadanía. Creemos que lo que corresponde ahora, más que estar reafirmando un compromiso ya en curso, es estar en la calle informando y trabajando para asegurar una amplia participación el 26 de abril», afirmo el presidente del Partido Liberal Luis Felipe Ramos, «Los encargados de asegurar las condiciones óptimas para la realización del Plebiscito es el Gobierno (…). No es nuestra responsabilidad asegurar las condiciones materiales para que se realice el Plebiscito». declaro el diputado Gabriel Boric, de Convergencia Social quien firmo este acuerdo a titulo personal, lo que le genero varios problemas en su colectividad, «Los partidos deben dar señales donde corresponda, por ejemplo aprobando leyes que vayan en beneficio de la ciudadanía o mantener la presión al presidente Piñera para que ponga fin a sistemática práctica de violaciones a los derechos humanos”, señalo la diputada de «Comunes» Claudia Mix, cuya colectividad fue la primera en marginarse de esta convocatoria, «No creo que sea el momento de sostener reuniones entre nosotros mismos, nosotros ya firmamos un acuerdo el 15 de noviembre, creo que es el momento de estar en la calle, saliendo a invitar a los vecinos y vecinas a un momento histórico»,afirmo la presidenta de Revolución Democrática Catalina Perez, desde el Partido Radical también no asistieron a este encuentro, su presidente Carlos Maldonado afirmo que no sabia de los «objetivos» de este encuentro, mientras que las colectividades del pacto «Unidad para el cambio» (P.Comunista, Pais Progresista y Federación Regionalista) afirmaron que están trabajando «por la paz», promoviendo la campaña para el plebiscito, Los lideres de ambas ramas del Congreso reclamaron por la «falta de control» para supervisar los gastos de campaña en especial los del «Rechazo» y la falta de infraestructura para recibir a los integrantes de las «Convenciones Constituyentes» en caso de que gane el «Apruebo», porque sera una «tercera cámara»