El Presidente Piñera también descartó la idea de trasladar la embajada de Chile a Jerusalén, y aseguró que está permanecerá en Tel Aviv. El Mandatario argumentó que “Chile defiende y es partidario de una solución de dos estados”, y se mostró creyente de “un Estado israelita y una Estado Palestino, libres independientes, democráticos, y con fronteras legítimas y seguras”. 

Sobre los objetivos de su gira por Medio Oriente, el Jefe de Estado precisó que “vamos a lograr acuerdos muy importantes para Chile, con Israel vamos a firmar en materia de aprovechar mejor la energía solar, de regar el desierto, en el campo del hospital digital, en ciberseguridad y transferencia tecnológica”. Agregó que “con Palestina vamos a firmar acuerdos en materia cultural, y se creará un código aduanero de cooperación”.