Por Cristian Alvarez

Este jueves y en una visita evaluativa, La Universidad Católica recibió la validación oficial y clínica de un respirador artificial desarrollado por esa casa de estudios superiores, siendo el tercer ventilador mecánico que recibe esta certificación por parte de las autoridades encabezadas por el Ministerio de Ciencia y Tecnología y diversas sociedades médicas y científicas que probaron su funcionamiento, El ministro de la mencionada cartera Andrés Couve destacó el “esfuerzo extraordinario en desarrollar como país, estos aparatos, indicando que puede lograrse la “independencia tecnológica” en poder fabricar estas iniciativas, mientras que el rector de la señalada universidad Ignacio Sánchez pidió poner metas más grandes en aportes científicos, y que estos aparatos nacionales son más baratos que los producidos en el extranjero, Esta iniciativa contó con el financiamiento del Banco Interamericano del Desarrollo, la COFRO y la SOFOFA, Clases presenciales en la U.C. retornarán en octubre con “muchas medidas de seguridad”

La actual pandemia ha provocado una competencia científica en todo el mundo, tanto por conseguir aparatos, vacunas, personal médico, entre otros aspectos, para que los habitantes de un país puedan sentirse más seguros o aliviados ante los problemas que vengan, pero si un país logra producir sus propios antídotos o aparatos, es demasiado mejor porque permite un desarrollo científico y una atención expedita y rápida para quienes lo necesiten, Este jueves, La emblemática Pontificia Universidad Católica recibió la validación oficial y médica para el uso y fabricación del tercer ventilador mecánico desarrollado en Chile y que fue trabajado por investigadores de esa casa de estudios superiores

Esta tarde y en las dependencias del “Campus San Joaquín” de la señalada institución educacional, El ministro de Ciencia y Tecnología Andrés Couve concurrió hacia las oficinas de la carrera de Ingeniería Mecánica y Metalúrgica para ver los detalles de esta nueva máquina artificial de respiración que fue conformada por docentes e investigadores de esa especialidad y que recibió apoyo tanto financiero como logístico desde el Ministerio de Ciencia y Tecnología, el Banco Interamericano de Desarrollo, la Corfo y la SOFOFA, desde el sector privado, Este proyecto fue bautizado como “VEMERS” (ventilador mecánico invasivo de emergencia rápido y seguro) y ya recibió la validación clínica por parte de las diversas sociedades médicas como la “SOCHIMI”, la “SACH” y la “SOCHIMU”, En su composición de materiales, está fabricado por piezas compradas en el comercio y ensambladas bajo la supervisión de sus encargados que fueron dirigidos por el director de este proyecto, el docente Luis Chang, quien agradeció el respaldo de sus patrocinantes para ayudar en esta iniciativa: “Hemos tenido mucho apoyo del decano, me mando un mail escueto, por ahí por el principio de abril, diciéndome porque no participas, porque no trabajas en el proyecto y ahí empezamos a tomar vuelo”, declaró este encargado, La producción de estos aparatos puede alcanzarse hasta en 100 ventiladores, con un costo económico barato que equivale 10 veces menos que un computador de alta gama

Luego de esta “certificación” presencial, el rector de la Universidad Católica Ignacio Sánchez declaró que esta iniciativa es un aporte para Chile, pudiéndose hacer más aportes en el ámbito científico desde nuestro país: “El hecho de poder lograr un ventilador mecánico que logre pasar todas las pruebas clínicas, preclínicas, todos los criterios de seguridad y funcionamiento, nos da una gran alegría y nos permite entonces proyectar, que al menos podemos fabricar más de 100 de estos ventiladores, que tienen la posibilidad de ser fabricados en Chile, que tienen la posibilidad de tener un costo menor a los ventiladores comparativos que existen internacionalmente y que muchos de esos están en Chile, nosotros podemos pensar que esto puede ser un aporte al país, a la región y un aporte también al aporte científico y tecnológico del país, porque así como lo estamos demostrando que Chile puede producir mejores ventiladores en ejecución en nuestro país, también tenemos que ponernos metas más grandes de producción de aportes en ciencia y tecnología, en el ámbito de los diagnósticos, en el ámbito del tratamiento de distintas enfermedades“, Mientras que el actual ministro de Ciencia y Tecnología Andrés Couve celebró el extraordinario esfuerzo por desarrollar estos aparatos, indicando que se puede lograr la independencia tecnológica del país con su fabricación: “Hemos hecho como país, un esfuerzo extraordinario, que en muy pocos meses, hemos logrado un objetivo complejo, un objetivo técnicamente complejo, y lo hemos hecho porque tenemos una misión, un objetivo claro de proteger las vidas y hacerlo a través del conocimiento (…) Estamos demostrando que esa independencia tecnológica se puede lograr, pero no solamente la capacidad de fabricar, también necesitamos tener ese ecosistema que ayude a validar y que acompaña, no solamente en la fabricación y el diseño, sino también en lo que viene ahora, en transformarnos en un país que puede producir a partir del conocimiento, que su economía transita hacia una economía del conocimiento”

Sobre el retorno a las clases presenciales, la autoridad de la casa de estudios superiores ligada a la Iglesia Católica, señaló que ya formaron un “Comité COVID-UC” para ver las medidas sanitarias que llevarán a cabo, cuando se retornen las clases presenciales, planificadas para la primera semana de octubre, de forma “muy lentamente y con muchas medidas de seguridad” con algunas actividades prácticas que puedan desarrollarse, Mientras que sobre la vacuna contra el “Covid-19” que está desarrollando la UC y que ha recibido financiamiento para sus últimas fases clínicas, el rector Sánchez señaló que esperan la autorización del Instituto de Salud Pública (ISP) para llevar a cabo, aquellos procedimientos experimentales para ver si aquel tratamiento, tiene efectos favorables o secundarios